151 Proverbios bíblicos


Colección de proverbios bíblicos que nos ayudan a entender mejor los siguientes temas:

50 Proverbios sobre sabiduría
28 Proverbios sobre la familia
29 Proverbios sobre el corazón
16 Proverbios sobre el orgullo y la humildad
28 Proverbios sobre el dinero

Proverbios sobre sabiduría

Proverbios sobre cómo adquirir y usar bien la sabiduría

1. Proverbios 1:7

El temor del Señor es el principio del conocimiento;
los necios desprecian la sabiduría y la disciplina.
(Proverbios 1:7)

2. Proverbios 2:1-5

Hijo mío, si haces tuyas mis palabras
y atesoras mis mandamientos;
si tu oído inclinas hacia la sabiduría
y de corazón te entregas a la inteligencia;
si llamas a la inteligencia
y pides discernimiento;
si la buscas como a la plata,
como a un tesoro escondido,
entonces comprenderás el temor del Señor
y hallarás el conocimiento de Dios.
(Proverbios 2:1-5)

3. Proverbios 2:6

Porque el Señor da la sabiduría; conocimiento y ciencia brotan de sus labios. (Proverbios 2:6)

Porque el Señor da la sabiduría;
conocimiento y ciencia brotan de sus labios.
(Proverbios 2:6)

4. Proverbios 2:12

La sabiduría te librará del camino de los malvados,
de los que profieren palabras perversas.
(Proverbios 2:12)

5. Proverbios 3:5-8

Confía en el Señor de todo corazón,
y no en tu propia inteligencia.
Reconócelo en todos tus caminos,
y él allanará tus sendas.
No seas sabio en tu propia opinión;
más bien, teme al Señor y huye del mal.
Esto infundirá salud a tu cuerpo
y fortalecerá tu ser.
(Proverbios 3:5-8)

6. Proverbios 3:13-16

Dichoso el que halla sabiduría,
el que adquiere inteligencia.
Porque ella es de más provecho que la plata
y rinde más ganancias que el oro.
Es más valiosa que las piedras preciosas:
¡ni lo más deseable se le puede comparar!
Con la mano derecha ofrece larga vida;
con la izquierda, honor y riquezas.
(Proverbios 3:13-16)

7. Proverbios 3:18-19

Ella es árbol de vida para quienes la abrazan;
¡dichosos los que la retienen!
Con sabiduría afirmó el Señor la tierra,
con inteligencia estableció los cielos.
(Proverbios 3:18-19)

8. Proverbios 3:35

Los sabios son dignos de honra,
pero los necios solo merecen deshonra.
(Proverbios 3:35)

9. Proverbios 4:5

Adquiere sabiduría, adquiere inteligencia; no olvides mis palabras ni te apartes de ellas. (Proverbios 4:5)

Adquiere sabiduría, adquiere inteligencia;
no olvides mis palabras ni te apartes de ellas.
(Proverbios 4:5)

10. Proverbios 4:6

No abandones nunca a la sabiduría,
y ella te protegerá;
ámala, y ella te cuidará.
(Proverbios 4:6)

11. Proverbios 4:7

La sabiduría es lo primero. ¡Adquiere sabiduría!
Por sobre todas las cosas, adquiere discernimiento.
(Proverbios 4:7)

12. Proverbios 4:8-9

Estima a la sabiduría, y ella te exaltará;
abrázala, y ella te honrará;
te pondrá en la cabeza una hermosa diadema;
te obsequiará una bella corona.
(Proverbios 4:8-9)

13. Proverbios 4:10-11

Escucha, hijo mío, acoge mis palabras,
y los años de tu vida aumentarán.
Yo te guío por el camino de la sabiduría,
te dirijo por sendas de rectitud.
(Proverbios 4:10-11)

14. Proverbios 5:1-2

Hijo mío, pon atención a mi sabiduría
y presta oído a mi buen juicio,
para que al hablar mantengas la discreción
y retengas el conocimiento.
(Proverbios 5:1-2)

15. Proverbios 6:6

¡Anda, perezoso, fíjate en la hormiga! ¡Fíjate en lo que hace, y adquiere sabiduría! (Proverbios 6:6)

¡Anda, perezoso, fíjate en la hormiga!
¡Fíjate en lo que hace, y adquiere sabiduría!
(Proverbios 6:6)

16. Proverbios 8:1-4

¿Acaso no está llamando la sabiduría?
¿No está elevando su voz la inteligencia?
Toma su puesto en las alturas,
a la vera del camino y en las encrucijadas.
Junto a las puertas que dan a la ciudad,
a la entrada misma, grita a voz en cuello:
«A ustedes los hombres, los estoy llamando;
dirijo mi voz a toda la humanidad».
(Proverbios 8:1-4)

17. Proverbios 8:7-9

Mi boca expresará la verdad,
pues mis labios detestan la mentira.
Las palabras de mi boca son todas justas;
no hay en ellas maldad ni doblez.
Son claras para los entendidos,
e irreprochables para los sabios.
(Proverbios 8:7-9)

18. Proverbios 8:10-11

Opten por mi instrucción, no por la plata;
por el conocimiento, no por el oro refinado.
Vale más la sabiduría que las piedras preciosas,
y ni lo más deseable se le compara.
(Proverbios 8:10-11)

19. Proverbios 8:32-33

Y ahora, hijos míos, escúchenme:
dichosos los que van por mis caminos.
Atiendan a mi instrucción, y sean sabios;
no la descuiden.
(Proverbios 8:32-33)

20. Proverbios 9:8-9

No reprendas al insolente, no sea que acabe por odiarte;
reprende al sabio, y te amará.
Instruye al sabio, y se hará más sabio;
enseña al justo, y aumentará su saber.
(Proverbios 9:8-9)

21. Proverbios 9:10

El comienzo de la sabiduría es el temor del Señor; conocer al Santo es tener discernimiento. (Proverbios 9:10)

El comienzo de la sabiduría es el temor del Señor;
conocer al Santo es tener discernimiento.
(Proverbios 9:10)

22. Proverbios 10:1

Proverbios de Salomón:
El hijo sabio es la alegría de su padre;
el hijo necio es el pesar de su madre.
(Proverbios 10:1)

23. Proverbios 10:8

El de sabio corazón acata las órdenes,
pero el necio y rezongón va camino al desastre.
(Proverbios 10:8)

24. Proverbios 10:13-14

En los labios del prudente hay sabiduría;
en la espalda del falto de juicio, solo garrotazos.
El que es sabio atesora el conocimiento,
pero la boca del necio es un peligro inminente.
(Proverbios 10:13-14)

25. Proverbios 11:2

Con el orgullo viene el oprobio;
con la humildad, la sabiduría.
(Proverbios 11:2)

26. Proverbios 12:8

Al hombre se le alaba según su sabiduría,
pero al de mal corazón se le desprecia.
(Proverbios 12:8)

27. Proverbios 13:1

El hijo sabio atiende a la corrección de su padre, pero el insolente no hace caso a la reprensión. (Proverbios 13:1)

El hijo sabio atiende a la corrección de su padre,
pero el insolente no hace caso a la reprensión.
(Proverbios 13:1)

28. Proverbios 13:10

El orgullo solo genera contiendas,
pero la sabiduría está con quienes oyen consejos.
(Proverbios 13:10)

29. Proverbios 13:20

El que con sabios anda, sabio se vuelve;
el que con necios se junta, saldrá mal parado.
(Proverbios 13:20)

30. Proverbios 15:7

Los labios de los sabios esparcen conocimiento;
el corazón de los necios ni piensa en ello.
(Proverbios 15:7)

31. Proverbios 15:14

El corazón entendido va tras el conocimiento; la boca de los necios se nutre de tonterías. (Proverbios 15:14)

El corazón entendido va tras el conocimiento;
la boca de los necios se nutre de tonterías.
(Proverbios 15:14)

32. Proverbios 15:20

El hijo sabio alegra a su padre;
el hijo necio menosprecia a su madre.
(Proverbios 15:20)

33. Proverbios 15:33

El temor del Señor imparte sabiduría;
la humildad precede a la honra.
(Proverbios 15:33)

34. Proverbios 16:16-17

Más vale adquirir sabiduría que oro;
más vale adquirir inteligencia que plata.
El camino del hombre recto evita el mal;
el que quiere salvar su vida se fija por dónde va.
(Proverbios 16:16-17)

35. Proverbios 17:27-28

El que es entendido refrena sus palabras;
el que es prudente controla sus impulsos.
Hasta un necio pasa por sabio si guarda silencio;
se le considera prudente si cierra la boca.
(Proverbios 17:27-28)

36. Proverbios 18:4

Las palabras del hombre son aguas profundas,
arroyo de aguas vivas, fuente de sabiduría.
(Proverbios 18:4)

37. Proverbios 18:15

El corazón prudente adquiere conocimiento; los oídos de los sabios procuran hallarlo. (Proverbios 18:15)

El corazón prudente adquiere conocimiento;
los oídos de los sabios procuran hallarlo.
(Proverbios 18:15)

38. Proverbios 19:20

Escucha el consejo y acepta la corrección,
y llegarás a ser sabio.
(Proverbios 19:20)

39. Proverbios 19:27

Hijo mío, si dejas de atender a la corrección,
te apartarás de las palabras del saber.
(Proverbios 19:27)

40. Proverbios 20:1

El vino lleva a la insolencia,
y la bebida embriagante al escándalo;
¡nadie bajo sus efectos se comporta sabiamente!
(Proverbios 20:1)

41. Proverbios 22:17

Inclina tu oído y escucha las palabras de los sabios;
dispón tu corazón a mi conocimiento.
(Proverbios 22:17, versión RVA)

42. Proverbios 23:15-16

Hijo mío, si tu corazón es sabio,
también mi corazón se regocijará;
en lo íntimo de mi ser me alegraré
cuando tus labios hablen con rectitud.
(Proverbios 23:15-16)

43. Proverbios 23:23

Adquiere la verdad y la sabiduría, la disciplina y el discernimiento, ¡y no los vendas! (Proverbios 23:23)

Adquiere la verdad y la sabiduría,
la disciplina y el discernimiento,
¡y no los vendas!
(Proverbios 23:23)

44. Proverbios 24:3

Con sabiduría se construye la casa;
con inteligencia se echan los cimientos.
(Proverbios 24:3)

45. Proverbios 24:14

Así de dulce sea la sabiduría a tu alma;
si das con ella, tendrás buen futuro;
tendrás una esperanza que no será destruida.
(Proverbios 24:14)

46. Proverbios 26:12

¿Te has fijado en quien se cree muy sabio?
Más se puede esperar de un necio que de gente así.
(Proverbios 26:12)

47. Proverbios 28:26

Necio es el que confía en sí mismo;
el que actúa con sabiduría se pone a salvo.
(Proverbios 28:26)

48. Proverbios 29:11

El necio da rienda suelta a su ira,
pero el sabio sabe dominarla.
(Proverbios 29:11)

49. Proverbios 30:24-28

Cuatro cosas hay pequeñas en el mundo,
pero que son más sabias que los sabios:
las hormigas, animalitos de escasas fuerzas,
pero que almacenan su comida en el verano;
los tejones, animalitos de poca monta,
pero que construyen su casa entre las rocas;
las langostas, que no tienen rey,
pero que avanzan en formación perfecta;
las lagartijas, que se atrapan con la mano,
pero que habitan hasta en los palacios.
(Proverbios 30:24-28)

50. Proverbios 31:26

Cuando habla, lo hace con sabiduría;
cuando instruye, lo hace con amor.
(Proverbios 31:26)

73 versículos de sabiduría

Proverbios sobre la familia

Proverbios sobre las relaciones entre los miembros de la familia

1. Proverbios 1:8-9

Hijo mío, escucha las correcciones de tu padre y no abandones las enseñanzas de tu madre. Adornarán tu cabeza como una diadema; adornarán tu cuello como un collar. (Proverbios 1:8-9)

Hijo mío, escucha las correcciones de tu padre
y no abandones las enseñanzas de tu madre.
Adornarán tu cabeza como una diadema;
adornarán tu cuello como un collar.
(Proverbios 1:8-9)

2. Proverbios 3:11-12

Hijo mío, no desprecies la disciplina del Señor,
ni te ofendas por sus reprensiones.
Porque el Señor disciplina a los que ama,
como corrige un padre a su hijo querido.
(Proverbios 3:11-12)

3. Proverbios 4:1-2

Escuchen, hijos, la corrección de un padre;
dispónganse a adquirir inteligencia.
Yo les brindo buenas enseñanzas,
así que no abandonen mi instrucción.
(Proverbios 4:1-2)

4. Proverbios 6:20

Hijo mío, obedece el mandamiento de tu padre
y no abandones la enseñanza de tu madre.
(Proverbios 6:20)

5. Proverbios 10:1

Proverbios de Salomón:
El hijo sabio es la alegría de su padre;
el hijo necio es el pesar de su madre.
(Proverbios 10:1)

6. Proverbios 10:12

El odio es motivo de disensiones, pero el amor cubre todas las faltas. (Proverbios 10:12)

El odio es motivo de disensiones,
pero el amor cubre todas las faltas.
(Proverbios 10:12)

7. Proverbios 11:29

El que perturba su casa no hereda más que el viento,
y el necio termina sirviendo al sabio.
(Proverbios 11:29)

8. Proverbios 13:1

El hijo sabio atiende a la corrección de su padre,
pero el insolente no hace caso a la reprensión.
(Proverbios 13:1)

9. Proverbios 15:20

El hijo sabio alegra a su padre;
el hijo necio menosprecia a su madre.
(Proverbios 15:20)

10. Proverbios 15:27

El ambicioso acarrea mal sobre su familia;
el que aborrece el soborno vivirá.
(Proverbios 15:27)

11. Proverbios 17:6

La corona del anciano son sus nietos; el orgullo de los hijos son sus padres. (Proverbios 17:6)

La corona del anciano son sus nietos;
el orgullo de los hijos son sus padres.
(Proverbios 17:6)

12. Proverbios 17:17

En todo tiempo ama el amigo;
para ayudar en la adversidad nació el hermano.
(Proverbios 17:17)

13. Proverbios 18:22

Quien halla esposa halla la felicidad:
muestras de su favor le ha dado el Señor.
(Proverbios 18:22)

14. Proverbios 19:14

La casa y el dinero se heredan de los padres,
pero la esposa inteligente es un don del Señor.
(Proverbios 19:14)

15. Proverbios 19:18

Corrige a tu hijo mientras aún hay esperanza;
no te hagas cómplice de su muerte.
(Proverbios 19:18)

16. Proverbios 19:26

El que roba a su padre y echa a la calle a su madre
es un hijo infame y sinvergüenza.
(Proverbios 19:26)

17. Proverbios 20:7

Justo es quien lleva una vida sin tacha; ¡dichosos los hijos que sigan su ejemplo! (Proverbios 20:7)

Justo es quien lleva una vida sin tacha;
¡dichosos los hijos que sigan su ejemplo!
(Proverbios 20:7)

18. Proverbios 22:6

Instruye al niño en el camino correcto,
y aun en su vejez no lo abandonará.
(Proverbios 22:6)

19. Proverbios 23:15

Hijo mío, si tu corazón es sabio,
también mi corazón se regocijará.
(Proverbios 23:15)

20. Proverbios 23:22

Escucha a tu padre, que te engendró,
y no desprecies a tu madre cuando sea anciana.
(Proverbios 23:22)

21. Proverbios 23:24

El padre del justo experimenta gran regocijo;
quien tiene un hijo sabio se solaza en él.
(Proverbios 23:24)

22. Proverbios 27:10

No abandones a tu amigo ni al amigo de tu padre.
No vayas a la casa de tu hermano cuando tengas un problema.
Más vale vecino cercano que hermano distante.
(Proverbios 27:10)

23. Proverbios 27:17

El hierro se afila con el hierro, y el hombre en el trato con el hombre. (Proverbios 27:17)

El hierro se afila con el hierro,
y el hombre en el trato con el hombre.
(Proverbios 27:17)

24. Proverbios 31:10-12

Mujer ejemplar, ¿dónde se hallará?
¡Es más valiosa que las piedras preciosas!
Su esposo confía plenamente en ella
y no necesita de ganancias mal habidas.
Ella le es fuente de bien, no de mal,
todos los días de su vida.
(Proverbios 31:10-12)

25. Proverbios 31:15

Se levanta de madrugada,
da de comer a su familia
y asigna tareas a sus criadas.
(Proverbios 31:15)

26. Proverbios 31:23

Su esposo es respetado en la comunidad;
ocupa un puesto entre las autoridades del lugar.
(Proverbios 31:23)

27. Proverbios 31:27-28

Está atenta a la marcha de su hogar,
y el pan que come no es fruto del ocio.
Sus hijos se levantan y la felicitan;
también su esposo la alaba.
(Proverbios 31:27-28)

28. Proverbios 31:30

Engañoso es el encanto y pasajera la belleza;
la mujer que teme al Señor es digna de alabanza.
(Proverbios 31:30)

33 versículos bíblicos sobre la familia

Proverbios sobre el corazón

Proverbios sobre la necesidad de tener un corazón recto ante Dios

1. Proverbios 4:23

Por sobre todas las cosas cuida tu corazón, porque de él mana la vida. (Proverbios 4:23)

Por sobre todas las cosas cuida tu corazón,
porque de él mana la vida.
(Proverbios 4:23)

2. Proverbios 2:1-5

Hijo mío, si haces tuyas mis palabras
y atesoras mis mandamientos;
si tu oído inclinas hacia la sabiduría
y de corazón te entregas a la inteligencia;
si llamas a la inteligencia
y pides discernimiento;
si la buscas como a la plata,
como a un tesoro escondido,
entonces comprenderás el temor del Señor
y hallarás el conocimiento de Dios.
(Proverbios 2:1-5)

3. Proverbios 3:1-2

Hijo mío, no te olvides de mis enseñanzas;
más bien, guarda en tu corazón mis mandamientos.
Porque prolongarán tu vida muchos años
y te traerán prosperidad.
(Proverbios 3:1-2)

4. Proverbios 3:3-4

Que nunca te abandonen el amor y la verdad:
llévalos siempre alrededor de tu cuello
y escríbelos en el libro de tu corazón.
Contarás con el favor de Dios
y tendrás buena fama entre la gente.
(Proverbios 3:3-4)

5. Proverbios 3:5-6

Confía en el Señor de todo corazón,
y no en tu propia inteligencia.
Reconócelo en todos tus caminos,
y él allanará tus sendas.
(Proverbios 3:5-6)

6. Proverbios 4:20-21

Hijo mío, atiende a mis consejos;
escucha atentamente lo que digo.
No pierdas de vista mis palabras;
guárdalas muy dentro de tu corazón.
(Proverbios 4:20-21)

7. Proverbios 6:12-14

El hombre depravado, el hombre inicuo, anda en la perversidad de boca,
guiña los ojos,
hace señas con sus pies
e indica con sus dedos.
Perversidades hay en su corazón;
en todo tiempo anda pensando el mal, provocando discordia.
(Proverbios 6:12-14, versión RVA)

8. Proverbios 6:20-21

Hijo mío, obedece el mandamiento de tu padre
y no abandones la enseñanza de tu madre.
Grábatelos en el corazón;
cuélgatelos al cuello.
(Proverbios 6:20-21)

9. Proverbios 10:8

El de sabio corazón acata las órdenes, pero el necio y rezongón va camino al desastre. (Proverbios 10:8)

El de sabio corazón acata las órdenes,
pero el necio y rezongón va camino al desastre.
(Proverbios 10:8)

10. Proverbios 11:20

El Señor aborrece a los de corazón perverso,
pero se complace en los que viven con rectitud.
(Proverbios 11:20)

11. Proverbios 12:25

La angustia abate el corazón del hombre,
pero una palabra amable lo alegra.
(Proverbios 12:25)

12. Proverbios 13:12

La esperanza frustrada aflige al corazón;
el deseo cumplido es un árbol de vida.
(Proverbios 13:12)

13. Proverbios 14:10

Cada corazón conoce sus propias amarguras,
y ningún extraño comparte su alegría.
(Proverbios 14:10)

14. Proverbios 16:5

El Señor aborrece a los arrogantes.
Una cosa es segura: no quedarán impunes.
(Proverbios 16:5)

15. Proverbios 16:9

El corazón del hombre traza su rumbo, pero sus pasos los dirige el Señor. (Proverbios 16:9)

El corazón del hombre traza su rumbo,
pero sus pasos los dirige el Señor.
(Proverbios 16:9)

16. Proverbios 17:20

El de corazón perverso jamás prospera;
el de lengua engañosa caerá en desgracia.
(Proverbios 17:20)

17. Proverbios 17:22

Gran remedio es el corazón alegre,
pero el ánimo decaído seca los huesos.
(Proverbios 17:22)

18. Proverbios 18:12

Al fracaso lo precede la soberbia humana;
a los honores los precede la humildad.
(Proverbios 18:12, versión RVA)

19. Proverbios 19:3

La necedad del hombre le hace perder el rumbo,
y para colmo su corazón se irrita contra el Señor.
(Proverbios 19:3)

20. Proverbios 20:9

¿Quién puede afirmar: «Tengo puro el corazón; estoy limpio de pecado»? (Proverbios 20:9)

¿Quién puede afirmar: «Tengo puro el corazón;
estoy limpio de pecado»?
(Proverbios 20:9)

21. Proverbios 21:2

A cada uno le parece correcto su proceder,
pero el Señor juzga los corazones.
(Proverbios 21:2)

22. Proverbios 21:4

Los ojos altivos, el corazón orgulloso
y la lámpara de los malvados son pecado.
(Proverbios 21:4)

23. Proverbios 23:6-7

No te sientes a la mesa de un tacaño,
ni codicies sus manjares,
que son como un pelo en la garganta.
«Come y bebe», te dirá,
pero no te lo dirá de corazón.
(Proverbios 23:6-7)

24. Proverbios 23:15

Hijo mío, si tu corazón es sabio,
también mi corazón se regocijará.
(Proverbios 23:15)

25. Proverbios 23:26

Dame, hijo mío, tu corazón y no pierdas de vista mis caminos. (Proverbios 23:26)

Dame, hijo mío, tu corazón
y no pierdas de vista mis caminos.
(Proverbios 23:26)

26. Proverbios 24:12

Pues aunque digas, «Yo no lo sabía»,
¿no habrá de darse cuenta el que pesa los corazones?
¿No habrá de saberlo el que vigila tu vida?
¡Él le paga a cada uno según sus acciones!
(Proverbios 24:12)

27. Proverbios 26:23

Como baño de plata sobre vasija de barro
son los labios zalameros de un corazón malvado.
(Proverbios 26:23)

28. Proverbios 26:24-25

El que odia se esconde tras sus palabras,
pero en lo íntimo alberga perfidia.
No le creas, aunque te hable con dulzura,
porque su corazón rebosa de abominaciones.
(Proverbios 26:24-25)

29. Proverbios 27:19

En el agua se refleja el rostro,
y en el corazón se refleja la persona.
(Proverbios 27:19)

Proverbios sobre el orgullo y la humildad

Proverbios sobre la importancia de vencer el orgullo y de tener una actitud humilde

1. Proverbios 3:7

No seas sabio en tu propia opinión; más bien, teme al Señor y huye del mal. (Proverbios 3:7)

No seas sabio en tu propia opinión;
más bien, teme al Señor y huye del mal.
(Proverbios 3:7)

2. Proverbios 3:34

El Señor se burla de los burlones,
pero muestra su favor a los humildes.
(Proverbios 3:34)

3. Proverbios 6:16-19

Hay seis cosas que el Señor aborrece,
y siete que le son detestables:
los ojos que se enaltecen,
la lengua que miente,
las manos que derraman sangre inocente,
el corazón que hace planes perversos,
los pies que corren a hacer lo malo,
el falso testigo que esparce mentiras,
y el que siembra discordia entre hermanos.
(Proverbios 6:16-19)

4. Proverbios 8:13

Quien teme al Señor aborrece lo malo;
yo aborrezco el orgullo y la arrogancia,
la mala conducta y el lenguaje perverso.
(Proverbios 8:13)

5. Proverbios 11:2

Con el orgullo viene el oprobio;
con la humildad, la sabiduría.
(Proverbios 11:2)

6. Proverbios 16:5

El Señor aborrece a los arrogantes.
Una cosa es segura: no quedarán impunes.
(Proverbios 16:5)

7. Proverbios 15:33

El temor del Señor imparte sabiduría; la humildad precede a la honra. (Proverbios 15:33)

El temor del Señor imparte sabiduría;
la humildad precede a la honra.
(Proverbios 15:33)

8. Proverbios 16:18

Al orgullo le sigue la destrucción;
a la altanería, el fracaso.
(Proverbios 16:18)

9. Proverbios 16:19

Vale más humillarse con los oprimidos
que compartir el botín con los orgullosos.
(Proverbios 16:19)

10. Proverbios 18:12

Al fracaso lo precede la soberbia humana;
a los honores los precede la humildad.
(Proverbios 18:12)

11. Proverbios 21:4

Los ojos altivos, el corazón orgulloso
y la lámpara de los malvados son pecado.
(Proverbios 21:4)

12. Proverbios 22:4

Recompensa de la humildad y del temor del Señor son las riquezas, la honra y la vida. (Proverbios 22:4)

Recompensa de la humildad y del temor del Señor
son las riquezas, la honra y la vida.
(Proverbios 22:4)

13. Proverbios 25:6-7a

No te des importancia en presencia del rey,
ni reclames un lugar entre los magnates;
vale más que el rey te diga: «Sube acá»,
y no que te humille ante gente importante.
(Proverbios 25:6-7a)

14. Proverbios 26:12

¿Te has fijado en quien se cree muy sabio?
Más se puede esperar de un necio que de gente así.
(Proverbios 26:12)

15. Proverbios 27:1-2

No te jactes del día de mañana,
porque no sabes lo que el día traerá.
No te jactes de ti mismo;
que sean otros los que te alaben.
(Proverbios 27:1-2)

16. Proverbios 29:23

El altivo será humillado,
pero el humilde será enaltecido.
(Proverbios 29:23)

Versículos bíblicos sobre la humildad

Proverbios sobre el dinero

Proverbios sobre cómo manejar el dinero y el error de confiar en él

1. Proverbios 3:9

Honra al Señor con tus riquezas y con los primeros frutos de tus cosechas. (Proverbios 3:9)

Honra al Señor con tus riquezas
y con los primeros frutos de tus cosechas.
(Proverbios 3:9)

2. Proverbios 6:6-8

¡Anda, perezoso, fíjate en la hormiga!
¡Fíjate en lo que hace, y adquiere sabiduría!
No tiene quien la mande,
ni quien la vigile ni gobierne;
con todo, en el verano almacena provisiones
y durante la cosecha recoge alimentos.
(Proverbios 6:6-8)

3. Proverbios 8:10-11

Opten por mi instrucción, no por la plata;
por el conocimiento, no por el oro refinado.
Vale más la sabiduría que las piedras preciosas,
y ni lo más deseable se le compara.
(Proverbios 8:10-11)

4. Proverbios 8:18-19

Conmigo están las riquezas y la honra,
la prosperidad y los bienes duraderos.
Mi fruto es mejor que el oro fino;
mi cosecha sobrepasa a la plata refinada.
(Proverbios 8:18-19)

5. Proverbios 10:2

Las riquezas mal habidas no sirven de nada,
pero la justicia libra de la muerte.
(Proverbios 10:2)

6. Proverbios 10:4

Las manos ociosas conducen a la pobreza; las manos hábiles atraen riquezas. (Proverbios 10:4)

Las manos ociosas conducen a la pobreza;
las manos hábiles atraen riquezas.
(Proverbios 10:4)

7. Proverbios 10:22

La bendición del Señor trae riquezas,
y nada se gana con preocuparse.
(Proverbios 10:22)

8. Proverbios 11:4

En el día de la ira de nada sirve ser rico,
pero la justicia libra de la muerte.
(Proverbios 11:4)

9. Proverbios 11:24

Unos dan a manos llenas, y reciben más de lo que dan;
otros ni sus deudas pagan, y acaban en la miseria.
(Proverbios 11:24)

10. Proverbios 11:25

El que es generoso prospera;
el que reanima será reanimado.
(Proverbios 11:25)

11. Proverbios 13:8

Las riquezas del hombre pueden ser el rescate de su vida,
pero el pobre ni oye las amenazas.
(Proverbios 13:8, versión RVA)

12. Proverbios 13:11

El dinero mal habido pronto se acaba; quien ahorra, poco a poco se enriquece. (Proverbios 13:11)

El dinero mal habido pronto se acaba;
quien ahorra, poco a poco se enriquece.
(Proverbios 13:11)

13. Proverbios 14:31

El que oprime al pobre ofende a su creador,
pero honra a Dios quien se apiada del necesitado.
(Proverbios 14:31)

14. Proverbios 15:16

Más vale tener poco, con temor del Señor,
que muchas riquezas con grandes angustias.
(Proverbios 15:16)

15. Proverbios 16:8

Más vale tener poco con justicia
que ganar mucho con injusticia.
(Proverbios 16:8)

16. Proverbios 16:16

Más vale adquirir sabiduría que oro; más vale adquirir inteligencia que plata. (Proverbios 16:16)

Más vale adquirir sabiduría que oro;
más vale adquirir inteligencia que plata.
(Proverbios 16:16)

17. Proverbios 17:16

¿De qué le sirve al necio poseer dinero?
¿Podrá adquirir sabiduría si le faltan sesos?
(Proverbios 17:16)

18. Proverbios 18:11

Ciudad amurallada es la riqueza para el rico,
y este cree que sus muros son inexpugnables.
(Proverbios 18:11)

19. Proverbios 19:22

De todo hombre se espera lealtad.
Más vale ser pobre que mentiroso.
(Proverbios 19:22)

20. Proverbios 20:15

Oro hay, y abundan las piedras preciosas,
pero aún más valiosos son los labios del saber.
(Proverbios 20:15)

21. Proverbios 21:20

En casa del sabio abundan las riquezas y el perfume,
pero el necio todo lo despilfarra.
(Proverbios 21:20)

22. Proverbios 22:1

Vale más la buena fama que las muchas riquezas, y más que oro y plata, la buena reputación. (Proverbios 22:1)

Vale más la buena fama que las muchas riquezas,
y más que oro y plata, la buena reputación.
(Proverbios 22:1)

23. Proverbios 22:7

Los ricos son los amos de los pobres;
los deudores son esclavos de sus acreedores.
(Proverbios 22:7)

24. Proverbios 22:9

El que es generoso será bendecido,
pues comparte su comida con los pobres.
(Proverbios 22:9)

25. Proverbios 27:23-24

Asegúrate de saber cómo están tus rebaños;
cuida mucho de tus ovejas;
pues las riquezas no son eternas
ni la fortuna está siempre segura.
(Proverbios 27:23-24)

26. Proverbios 28:13

Quien encubre su pecado jamás prospera; quien lo confiesa y lo deja halla perdón. (Proverbios 28:13)

Quien encubre su pecado jamás prospera;
quien lo confiesa y lo deja halla perdón.
(Proverbios 28:13)

27. Proverbios 28:22

El tacaño ansía enriquecerse,
sin saber que la pobreza lo aguarda.
(Proverbios 28:22)

28. Proverbios 30:8-9

Aleja de mí la falsedad y la mentira;
no me des pobreza ni riquezas,
sino solo el pan de cada día.
Porque teniendo mucho, podría desconocerte
y decir: “¿Y quién es el Señor?”
Y teniendo poco, podría llegar a robar
y deshonrar así el nombre de mi Dios.
(Proverbios 30:8-9)

9 cosas que la Biblia dice sobre el dinero

Otros artículos que pueden ser de interés: