4 versículos para encontrar ánimo en tiempos difíciles


Es difícil mantener el ánimo cuando estamos pasando por dificultades. Pero debemos recordar que no estamos solos. En las horas más difíciles la Biblia nos ofrece palabras de consuelo que nos ayudan a continuar. Es en Jesús donde podemos encontrar el ánimo que necesitamos para superar todas las dificultades.

1. La salvación viene de Dios

La salvación de los justos viene del Señor; él es su fortaleza en tiempos de angustia. (Salmo 37:39)

Dios te sustenta en la hora de dificultad. Si amas a Dios y le has dedicado tu vida a él, Dios cuidará de ti aun en medio de los problemas más grandes. Confía en Dios. Él es poderoso y te ayudará a superar las adversidades.

2. No te des por vencido

Por lo tanto, mis queridos hermanos, manténganse firmes e inconmovibles, progresando siempre en la obra del Señor, conscientes de que su trabajo en el Señor no es en vano. (1 Corintios 15:58)

Cuando te encuentras en medio de una montaña de dificultades puede que sientas el deseo de abandonar a Dios y de ceder ante el pecado. ¡Esa no es la solución! Quizás obtendrás resultados momentáneos, pero si te mantienes fiel verás cómo Dios hace grandes cosas en tu vida y a través de tu vida.

3. Dios fortalece

No temas, porque yo estoy contigo. No tengas miedo, porque yo soy tu Dios. Te fortaleceré, y también te ayudaré. También te sustentaré con la diestra de mi justicia. (Isaías 41:10, RVA-2015)

Tu fuerza puede fallar, pero tu vida está segura en Dios. Cuando pienses que ya no puedes continuar acércate a Dios, permanece fiel y él te dará las fuerzas necesarias. Jesús te ayudará a ganar la victoria ante el desánimo.

4. Ánimo para vencer

Todo lo puedo en Cristo que me fortalece. (Filipenses 4:13)

El apóstol Pablo también pasó por sufrimientos y necesidades, y hubo momentos en los que se sintió desanimado. Pero él descubrió que en Jesús podía soportar todas esas cosas y salir victorioso. Si tu corazón pertenece al Señor Jesucristo, tú también podrás soportarlo todo con ánimo y con la esperanza de una gloria mayor.

Busca a Dios cuando estés en medio de los tiempos difíciles y recibirás ánimo para continuar.